lunes, 20 de mayo de 2013

El Sueño

Cada mañana era una odisea para Papá. Debía despertar a su hija, y para ello debía vencer al sueño. Al propio y al ajeno.

jueves, 16 de mayo de 2013

La boca y la Nariz

Hace mucho, mucho tiempo, vivían en la cara de un hombre una nariz y una boca, que eran buenos vecinos, también se llevaban muy bien con los ojos, con las orejas, con las cejas.

Sin título II

Ana Mª.  era una niña muy traviesa, donde había peligro allí se encontraba.

Sin título I

La lluvia caía tras los cristales, la chimenea encendida iluminaba parte de la habitación, apareció ella despidiendo un halo aromático a café. Las oscuras nubes cubrieron pronto todo el cielo, allá en las montañas un bello espectáculo se sucedía entre rugir de truenos y electrizantes rayos.

La caja.

Anoche, cuando llegué a casa de mi madre, como hago cada día, me tenía preparada una sorpresa.